CÓMPLICES DE TU INTERIOR

¿Sabes cómo conservar mejor tus vestidos de baño?

8 tips para hacerlo

cómo conservar mejor tus vestidos de baño

¿Cómo cuidas tus prendas de Swimwear? Aquí encontrarás 8 tips de lo que SÍ debes hacer y lo que definitivamente NO.

Me ha pasado muchas veces, que llevo de vacaciones a la playa mi vestido de baño favorito, y cuando se termina la temporada, me doy cuenta de que mi prenda ya no es la misma: se ve desteñida, la tela luce muy estirada y tiene motas en la parte de atrás.

Esto es algo súper común que nos puede pasar a todas las mujeres por no tener conocimiento del cuidado y uso que debemos tener con nuestras prendas para tomar el sol, ir a la piscina o estar en la playa en época de verano. Los vestidos de baño sufren muchos cambios debido al calor y a las temperaturas tan extremas a las que se someten.

Tener que reemplazar tu vestido de baño favorito después de mucho tiempo de uso es inevitable, pero hay varias cosas que puedes hacer para prolongar la vida de tu prenda y ahorrarte un poco de dinero.

Es por esto que como Personal Shopper, para mí es súper importante que mujeres como tú sepan cómo cuidar correctamente sus prendas, haciendo que estas te puedan durar muchísimo más tiempo en tu clóset.

Entonces, ¿Cómo cuidas tus prendas de Swimwear? Te voy a dar 8 tips de lo que debes hacer y lo que definitivamente NO ¡Estoy segura de que van a ser realmente útiles para ti!

  • 1. Nunca laves tus prendas de SWIMWEAR en la lavadora (ni siquiera en ciclo delicado o suave).
    Aunque no lo creas, tu lavadora puede dañar la tela de tus prendas y crear daños que deterioran tu vestido de baño. Para mejores resultados, lava a mano tu vestido de baño tan rápido como sea posible después de usar, con agua fría y usando un jabón suave diseñado para las fibras más delicadas.
  • 2. Para secar de forma muy delicada tu prenda, puedes ponerle una toalla encima y retirarle todo el exceso de agua. Nunca retuerzas tu vestido de baño, ya que esto puede dañar las fibras de spandex ¡Y estoy segura de que nadie va a querer eso!
  • 3. Nunca pongas tu vestido de baño en la secadora ¡Esto lo puede deteriorar demasiado! ¿Sabías que el calor debilita la elasticidad de las fibras de spandex, haciendo que tu vestido de baño pierda las cualidades de sus materiales? Entonces la secadora es un definitivamente NO. La mejor idea es secar tu vestido de baño a la sombra en una superficie plana.
  • 4. Dile no a los blanqueadores. Esto puede sonar muy lógico, pero intenta mantenerte alejada de los blanqueadores a la hora de lavar tus prendas ya que pueden dañar el color de tus prendas o crear manchas que no quieres por nada del mundo.
  • 5. Si alguna vez te quieres meter a un jacuzzi, ¡No te preocupes! Esto no dañará inmediatamente tu vestido de baño, si lo haces con muy poca frecuencia. Pero si usas estos baños calientes casi todos los días, evita usar el mismo vestido de baño, ya que el calor puede llegar a dañarlo permanentemente. Para estas ocasiones te recomiendo usar prendas diferentes, alternando su uso.
  • 6. Evita sentarte en superficies muy ásperas mientras tienes puesto tu vestido de baño. Las orillas de la piscina que son en concreto, o las sillas en madera pueden dañar tus prendas ¡Siempre usa una toalla para sentarte o recostarte en cualquier lugar!
  • 7. No es ningún secreto que el cloro y el sol pueden ser una combinación fatal, y esto aplica más para tus vestidos de baño. Para quitarle los químicos que puedes encontrar en piscinas o inclusive en la playa a tu vestido de baño, te recomiendo enjuagarlo en agua fría después de usarlo. Es importante que lo hagas inmediatamente te lo quites; inclusive cuando no tienes mucho tiempo, es muy importante que le des una enjuagada y lo enjabones un poco. Así puedes quitarle el agua salada o los químicos como el cloro, prolongando su vida útil y manteniéndolo más que perfecto.
  • 8. Si vas a guardar tu vestido de baño húmedo, trata siempre de retirarle todo el exceso de agua que puedas e intenta guardarlo en una bolsa donde pueda permanecer mojado. Las bolsas plásticas en las que vienen tus prendas son muy buena idea, ya que son reutilizables y las puedes llevar a todos lados, evitando que el resto de tu ropa se moje. Lo ideal es que enjuagues y laves tu vestido de baño inmediatamente llegues a tu casa para evitar bacterias.

¡Espero que te hayan sido de gran utilidad estos consejos que compartí contigo!

Nuestros vestidos de baño son prendas muy especiales que debemos cuidar si queremos seguir atesorando los mejores momentos bajo el sol con ellos.

Hasta la próxima 🙂,

Aleja

Compartir

Otros temas que te pueden interesar

Cómo lavar tu ropa interior y fajas delicadas

Cómo lavar tu ropa interior y fajas delicadas

Aprende a cuidar los brasieres, lencería, fajas y más, incluida la información sobre cómo lavarlos y secarlos.

Ver artículo

Siluetas de Bras

Un bra para cada ocasión

No sé si lo sabes, pero la ropa interior tiene poder y magia sobre nosotras las mujeres para hacernos sentir y ver de una forma distinta.

Ver artículo

Los mejores bras

¿Cuál es mi tamaño de busto?

Puede que suene muy lógico saber qué tamaño de busto tienes, pero muchas veces por no saberlo correctamente, puedes tomar decisiones no tan acertadas a la hora de elegir las prendas perfectas para ti.

Ver artículo

Inscríbete y recibe 10%OFF (excluye productos en oferta). Entérate de lanzamientos, tendencias y ofertas especiales.

Al registrarte aceptas el tratamiento de tus datos. Conoce, actualiza, rectifica o retira escribiendo a protecciondatos@leonisa.com.
Ver Política de Privacidad

Pago Seguro Leonisa
Pago 100%
Seguro
  • Pago Seguro Leonisa
  • Pago Seguro Leonisa
  • Pago Seguro Leonisa
  • Pago Seguro Leonisa
  • Pago Seguro Leonisa
  • Pago Seguro Leonisa
  • Pago Seguro Leonisa
  • Pago Seguro Leonisa
  • Pago Seguro Leonisa
  • Pago Seguro Leonisa
  • Pago Seguro Leonisa
Pago Seguro Leonisa
ACCESIBILIDAD